martes, 9 de agosto de 2016

ARQUITECTURA MELANCÓLICA



Colección de cuentos y poemas de insólita invención, escritos e iluminados por Javier Alcaíns para maravilla del cándido lector y dedicados a Gabriel y Eduardo.


Según reza la portada, la obra se comenzó en el mes de febrero del año 2000. Quiere decir que  comenzó  la labor de caligrafía e iluminación, ya que los textos habían sido escritos con anterioridad —el más antiguo está fechado en 1982, aunque la mayoría fueron escritos en la década de los 90—.

En el colofón se lee que la obra se terminó el 23 de mayo de 2004. Con esta información podemos pensar que el libro tardó en realizarse cuatro años y tres meses, pero esto no es cierto, pues al mismo tiempo estaba ilustrando también el Génesis. Yo calculo, según el número de páginas y de ilustraciones, que necesité entre veinte y veinticuatro meses para completarlo.

Los folios miden 40x25 cm y cuenta con ciento veintiséis páginas. Tiene alrededor de ochenta ilustraciones realizadas, igual que la caligrafía, a la témpera. El papel es Canson Montval de 190 grs.


El libro se divide en tres partes: Aviso del Ángel, Vitrina fantástica y Arquitectura melancólica. Componen la primera parte cuatro relatos de inspiración bíblica, con mezcla de ciencia-ficción en algún caso. Dieciocho piezas breves forman Vitrina fantástica, de las que diez son cuentos y ocho son poemas. Arquitectura melancólica es una invención escrita después de visitar el palacio de Abadía, dividida en siete poemas. Cierra el libro un epílogo en el que se cuenta, con mucho detalle, prácticamente nada.



Alguien me preguntó una vez si era un libro para niños. No nació con esta intención, pero entiendo la pregunta, ya que lo que quería entonces era que los textos, tanto los escritos en verso como los escritos en prosa, tuvieran el aire de los cuentos, y el aire de los cuentos acostumbra a traer aroma de infancia.
















No hay comentarios:

Publicar un comentario